MIS HIJOS QUIEREN SER YOUTUBERS

Mamá! Quiero grabar mis propios videos y salir en la tele!. Yo, igual que tú, me sorprendí cuando a mis hijos les interesó ser youtubers. Frecuentemente ven videos de niños mostrando y abriendo nuevos juguetes, haciendo retos, haciendo historias con sus juguetes, grabando sus aventuras, etcétera. Sin embargo, de pronto les surgió la inquietud de ellos formar su propia comunidad de seguidores realizando sus propios videos.


La verdad es que a mi esposo y a mi no nos agrada mucho la idea de exponerlos en redes sociales así de públicas como es You Tube. Pensar en que cualquier persona desconocida y tal ves con malas intenciones los pueda observar, es preocupante. De inicio creímos que era una idea que al poco tiempo se les iba a olvidar, pero después de mucho tiempo continuó la insistencia. Pensamos que además de tener aspectos negativos, igual tenía positivos como el desenvolvimiento en cámaras, el practicar la fluidez de su lenguaje, seguir desarrollando su espontaneidad, perder el miedo de hablar en público, etcétera. Así que decidimos empezarles a grabar sus videos sin subirlos a internet. En sus primeros videos, quisieron mostrar sus propios juguetes y enseñar cómo se juegan. En otros los grabamos abriendo nuevos juguetes y en otros grabando su asistencia a eventos de interés infantil. Ellos querían mostrar su vida cotidiana y sus actividades normales de niños.


La verdad es que empezaron con mucho ánimo. Nosotros, a nuestro criterio, les dábamos tips de qué decir, de cómo desenvolverse para que el video fuera divertido y atrajera a la gente. Siendo honesta, nunca me imaginé el trabajo y preparación que conlleva realizar videos “caseros”. Empezando por la luz, se necesita un espacio iluminado para que la imagen al proyectarse en la pantalla sea clara y no oscura. Se necesita un lugar especial preparado con un fondo lindo en donde no entre ruido del exterior. La voz debe ser fuerte, pues nos dimos cuenta que cuando uno graba videos, la voz pierde su tono, por lo que algún micrófono es buena opción. El mobiliario igual es importante, silla y una mesa amplia (para mostrar sus juguetes) es indispensable. Actualmente hay celulares con excelente definición y de hecho se pueden grabar buenos videos con ellos, sin embargo, si queremos que nuestros videos se vean más profesionales (entre mejor calidad tengan, más seguidores y likes podremos tener), entonces sería ideal hacernos de una cámara de video. De ahí, adquirir memorias de almacenaje amplio y hacernos de un programa de edición de videos. No nos imaginamos la cantidad de artefactos que se necesitan para grabar videos!!!


El aspecto más importante (desde mi punto de vista) es el tiempo que conlleva realizar videos. En primera, el tiempo de los niños. Se necesita hacer un acuerdo familiar y establecer un horario para grabar. En la mañana queda descartado por la escuela, en las tardes generalmente igual por los talleres extra escolares. Los fines de semana sería la opción a menos que no tengamos algún compromiso importante. Y en segundo lugar, el tiempo que conlleva (para los padres) hacer la edición de los videos. De verdad que esto de ser youtubers literalmente es un trabajo!. Un trabajo porque se requiere invertir tiempo y esfuerzo. Y además dinero en el material (mobiliario, equipo para grabar y juguetes o demás artefactos que se mostrarán en los videos). No fue hasta que lo empezamos a hacer, cuando nos dimos cuenta que no es sencillo.


Ahora admiro en especial a las madres y padres con hijos youtubers. ¿Cómo le hacen para coordinar su tiempo?, ¿Cómo le hacen para subir varios videos a la semana sin descuidar su propio empleo o la casa?, ¿Cómo le hacen para que sus niños no pierdan el interés en seguir grabando?. En fin, he llegado a pensar que ser youtuber es ahora en nuestros tiempos, también un oficio. Bien pagado no sé, pero tal ves bien remunerado con la satisfacción que les deja a los niños “ser famosos” y la satisfacción de los padres al ver a sus hijos seguros de sí mismos con la facilidad de palabra y desenvolvimiento que les deja el ser los protagonistas de su propio canal. Ahora ya sabes, si tu hija o hijo te pide ser youtuber, analicen y platiquen juntos los pros y los contras. Es divertido, es pasar tiempo juntos, pero nunca permitas que ese gusto, se convierta en una obligación.




©2019 by Mejor Mujer, Mejor Mamá. Proudly created with Wix.com

This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now